martes, 28 de marzo de 2017

Cantu Ceñal y Cabeza la Forma. Circular desde el Lago Ercina

Salida y llegada: Campo la Tiese (Lago Ercina) 
Distancia: 16,5 km
Duración: 7:00 h (sin contar paradas)
Subidas acumuladas: 1020 m
Altura Inicial: 1120 m
Altura máxima: 1717 m
Fecha de realización: 18/III/2017
Dificultad: media
Track de la ruta



Itinerario: Campo la Tiese (Lago Ercina) – Las Reblagas – El Bricial – Vega el Texu – Vega’l Paré – Collado y Vega Ceñal – Cantu Ceñal – El Jondón – Majada de Sobrecornova – Majada las Fuentes (Juentes) – Las Abedulas – Cabeza la Forma – Colláu’l Jitu – Las Abedulas – Las Campizas – Las Reblagas – Las Bobias – Vega Vieya – Campo la Tiese (Lago Ercina).

        Como la ruta circular al Cantu Ceñal y las majadas de Sobrecornova y Las Fuentes se nos quedó corta,  buscamos en el pico Cabeza la Forma situado sobre la Vega de Ario las mejores vistas sobre los Urrielles y el Macizo del Cornión. Con ello completamos los montículos o cabezos que rodean esta hermosa vega, después de haber subido hace poco al Cabeza la Verde, Cabeza Covu y Cabeza Julagua (ver esta entrada). También pasamos por esta vega cuando subimos en junio por la Canal de Trea y bajamos desde Vega Maor al Cares por la de Culiembro (ver esta otra entrada).
Lago Ercina. Al fondo, nevados, Punta Gregoriana y Cabrones, Torre del Alba (Los Traviesos), De la Canal Parda, Torre Santa de Enol y las De Cebolleda, entre otras montañas.
         El aparcamiento del Campo la Tiese (1110 m) junto al Lago Ercina aún no estaba lleno a pesar del buen tiempo y la festividad de San José, y tampoco habíamos madrugado demasiado. Después, desde el Cantu Ceñal, vimos el gran embotellamiento del que informaron los medios de comunicación al día siguiente; por la tarde, al regresar, quedaban pocos coches.
Cabañas en Las Reblagas con el Lago Ercina y el Pico Llucia.

         Comenzamos la ruta rodeando el Lago Ercina por la derecha hasta su extremo meridional y continuamos después por un sendero que sube a las cercanas cabañas de Las Reblagas (1150 m) situadas al abrigo de la Paré Reblagas. Queríamos ver también la majada del Bricial asentada bajo las peñas que caen desde el pico homónimo y su gran vega en la que se forma otro lago durante el deshielo. Pero esta vez, sin nieve en las medianías ni apenas calor para fundir el hielo de las altas cumbres del Cornión, nos tuvimos que conformar con el verdor de la profunda hondonada.
Majada de Bricial, a la izquierda fuera del encuadre queda la vega.
          Desandamos unos metros y nos encaminamos a la evidente vaguada que sube en dirección sureste y en la que se asienta la riega de la Vega del Texu. Pronto alcanzamos la zona más estrecha del valle donde se sitúa la Vega el Texu (1300 m) con sus dos cabañas protegidas por los derrumbes verticales de la Sierra Cantos.
Subiendo por la valle de la Vega del Texu
Cabañas en la Vega el Texu

         Más adelante, el valle se abre en la amplia pradera parcialmente encharcada de la Vega´l Paré (o Tremes de Ceñal) donde el arroyo forma pequeños meandros. A la izquierda de la vega se encuentran las paredes del Cantu Ceñal y a la derecha el camino que sube a la cercana majada Toyeyu (1340 m) situada en el paso hacia el Valle Resecu, valle que discurre paralelo al del Texu pero más al oeste. No resistimos la tentación de subir a la sonora majada en la que encontramos varias cabañas en buen estado y una fuente.
Vega'l Paré. Al otro lado, las paredes verticales del Cantu Ceñal.

Cantu Ceñal desde Toyeyu. El collado Ceñal se ve a la derecha.

Cabañas en ña majada Toyeyu
         De vuelta a la Vega’l Paré superamos la zona encharcada por la ladera derecha para remontar después por la pradera hasta el Collado Ceñal (1386 m) que da acceso a la Vega Ceñal a los pies del cantu. Su larga cresta cierra el valle por el norte mientras que el Forcáu y el Cantu Cuerria lo hacen por el sur.
Cabañas en la majada Ceñal. Detrás el Forcáu y Cantu Cuerria
         La Vega Ceñal tiene amplias cabañas en uso y se sitúa en una extensa pradera que se alarga y baja en la dirección sureste hasta el sumidero de El Jondón; como los pastores y ganaderos aún no han subido las reses, la encontramos vacía. Nos pegamos al crestón calizo hasta dar con un fácil acceso a la senda hitada que lo recorre en sentido contrario subiendo hasta un primer montículo coronado con un gran hito de piedras (1453 m). Una pequeña vallina y una corta arista nos dejan en el punto más alto (1460 m) donde hay una cruz hecha con barras de ferralla y un pequeño buzón de montaña de acero inoxidable.
Cresta cimera del Cantu Ceñal
Cumbre del Cantu Ceñal
         Las vistas sobre el Cornión son espectaculares mientras que los Urrielles se ven más lejos; el lago Ercina queda al norte, la preciosa majada de Las Bobias al este y, más allá en esa dirección, se encuentra el gran crestón que va desde el Jascal al Cabezo LLerosu.
Torres de los Traviesos, de los Asturianos, de la Canal Parda, Santa de Enol, de Cebolledo, Argaos y Requexón.
Majada de las Bobias y, al fondo, la arista entre el Jascal y Cabezo Llerosu.
         Después de disfrutar de las hermosas vistas, desandamos la cresta para bajar a la vega donde una sendilla continúa el descenso para, sin caer en El Jondón, elevarse después a la collada de Los Sobaquinos al este (1374 m). Como mantiene esta dirección y nuestra ruta sigue hacia el sureste, la abandonamos (quizás más adelante retome la dirección correcta) para subir por un lomo pedregoso. Viendo que no vamos por el buen camino nos escoramos a la izquierda hasta reencontrarla en el siguiente hombro del Texu la Verde.
Jou y majada de Sobrecornova con su cueva a la izquierda.
         El rodeo de la montaña nos lleva más adelante a pasar cerca de las ruinas de unas cabañas (que dejamos a la izquierda) en el borde del profundo Jou de Sobrecornova (1378 m). En el fondo de la hondonada hay una sola cabaña y una gran cueva protegida por dos hileras de alambre de espino y, como aún queda mucha ruta, no bajamos a investigar ni la cabaña ni la cueva. Según parece la cueva fue el único abrigo de la majada hasta que, hace ya años, en una noche, los pastores levantaron la cabaña ante la sospecha de que las autoridades del parque no se la dejaran construir.
Cabañas en la Majada Fuentes (Juentes de Onís)
         La senda continúa casi en llano hasta la cercana Majada de Fuentes (o Juentes de Onís) (1410 m) con varias cabañas en uso (alguna la están arreglando) y otras en franca ruina. Después, el camino asciende para situarnos en el borde del jou Los Llagos que conserva en el fondo un pequeño nevero. Lo rodeamos por la izquierda y seguimos el ascenso hasta un pilón (1450 m) situado muy cerca del camino principal que va del Lago Ercina a la Vega de Ario (PR-PNPE 4); el pico Cabeza la Forma nos separa de la vega.
Cabezo la Forma desde cerca de la Majada Fuentes
Desde el Cabezo la Forma: abajoel refugio de Vega de Ario, por detrás Cabezo Julagua y al fondo Cabezo Llerosu.
         Para alcanzar su cima, primero seguimos el PR un corto tramo, después lo abandonamos para tomar un sendero que remonta duramente la ladera occidental del pico y, mientras progresamos en la ascensión, una manada de rebecos huye hacia los riscos más alejados. Encontramos manchas de nieve en la cumbrera y un montón de piedras coronando esta espectacular atalaya (1717 m) sobre la amplia vega de Ario donde distinguimos sus cabañas al otro lado, en la ladera del Cabeza Covu. La vega queda limitada al este por las cabezas Julagua, Covu y La Verde y al oeste por la montaña en la que estamos; el edificio del refugio queda a nuestros pies. Pero lo más espectacular son las vistas de los Urrielles al otro lado del profundo tajo del Cares y del cercano Cornión cuyas cimas nevadas tenemos enfrente (Jultayu, Cuvicente, Verdelluenga, Peña Blanca, Robliza, Punta Gregoriana y Los Cabrones y Torre Santa de Enol. Dedicamos más de una hora a reponer fuerzas en este maravilloso balcón.
Macizo Central desde el Cabezo la Forma
Cima del Cabezo la Forma

Peña Blanca, Robliza, Verdiluenga, Punta Gregoriana y Torre Santa de Enol.
Llegando a Cabezo la Forma

         Como el regreso lo vamos a hacer por el PR-PNPE 4 y la majada Las Bobias, primero descendemos por la ladera sur hasta el Colláu’l Jitu (1645 m) donde aún sigue el círculo de orientación con los nombres apenas visibles de algunas de las cumbres que se ven. Después pasamos por las Abédulas, más adelante por Las Campizas, a continuación bajamos la cuesta de Las Reblagas (1350 m) con la vista puesta en la hondonada donde se ubican los pastos y cabañas de La Redondiella que dejamos a la derecha. Finalmente alcanzamos la amplia y bella majada de Las Bobias (1250 m) con sus cabañas, pastos y una fuente que tiene agua todo el año; al oeste vemos la alargada cresta del Cantu Ceñal con ladera norte salpicada de hayas.
Bajando por Las Reblagas
Mirada hacia atrás de la Majada las Bobias
Llegando al lago Ercina.
         Continuamos por la Cuenye las Bobies (1290 m), después bajamos por la Riega el Brazu dejando a la derecha las cabañas (1150 m) del mismo nombre al abrigo del Pico Llucia. Finalmente llegamos al Lago Ercina (limitado al otro lado por el Pico Bricial) que rodeamos por la derecha hasta llegar al aparcamiento del Campo la Tiese.

Lorenzo Sánchez Velázquez