viernes, 15 de enero de 2016

Cuyargayos y Pico Riegos. Circular desde Caleao

Perfil de la ruta
Salida y llegada: Caleao en el concejo de Caso
Distancia: 15 km
Duración: 5:30 h (sin contar paradas)
Subidas acumuladas: 1050 m
Altura Inicial: 690 m
Altura máxima: 1391 m
Fecha de realización: 9/I/2016
Dificultad: media
Track de la ruta

Itinerario: Caleao (Caliao) – Puro Cabrero – Cdo Fanarriondas – Cuyargayos – Cdo Fanarriondas – Mayáu Les Morteres – Pico Riegos – Collà Isornu – Caleao (Caliao)

         La Sierra Bermeja arranca en el pico Riegos y se dirige al norte hasta el Cuyargayos sirviendo de límite a los concejos de Sobrescobio y Caso. A ambos picos subimos hace unos años desde Soto de Agues por la ruta del Alba y la Collá Isornu al primero y por el collado Imbenes al segundo. De ambos bajamos por la Foz de Nozalín. El invierno pasado intentamos llegar al Cuyargayos desde la aldea casina de Coballes pero la gran cantidad de nieve nos hizo abandonar a los pies del pico Mezquita, muy cerca de nuestro objeto. Quedaba, por tanto, la ascensión a ambos picos desde Caleao. Y como las previsiones meteorológicas daban lluvias intensas a partir de las cinco, tocó madrugar.
Caleao (Caliao) desde el barrio alto.
        Iniciamos la ruta en la citada aldea subiendo por sus empinadas calles al barrio alto de donde sale la pista de hormigón que se dirige al collado de Isornu situado al noroeste. Deja a la izquierda el depósito de aguas antiguo y más adelante el nuevo ofreciéndonos buenas vistas del hermoso valle donde se asientan las aldeas casinas de La Infiesta y La Felguerina rodeadas por la Sierra de la Canalina (por detrás y hacia la derecha comenzará a verse la de Corteguero). La gran mole de Cabeza de Arco nos tapa buena parte del frente sur mientras que a poniente el amplio collado Isornu separa La Frayada (una Peña Mea puntiaguda se desgaja de ella cerca de nuestra posición) de la extensa peña que forma el Pico Riegos. Éste forma parte de un extenso crestón calizo que avanza de oeste a este y contiene, entre otros, al propio Riegos, a La Crespa, Puro Cabrero y Canto la Guariza; y, una vez sobrepasado el profundo tajo que le infringe el río de los Arrudos, continúa por El Porrón, Peña Blanca (o Canto Castiellu) y termina en la Peña del Casar o La Coyonada.
Por la pista vemos las peñas Riegos y La Guariza. Entre ambas se ve el tajo de la canal de Puro Cabrero, por donde subiremos.
          Cuando llevamos caminado un kilómetro, tomamos el desvío a La Guariza señalizado con unas flechas un tanto artesanales. En fuerte subida, el camino da de tres revueltas y en la cuarta, que se dirige a la derecha hacia La Guariza, lo abandonamos continuando de frente (hacia el oeste). Enseguida, también dejamos este camino por tomar el que sale a la derecha, hacia el norte, (creo recordar que a la izquierda queda una buena cabaña arreglada con un gran tejo al lado).
Cabaña y tejo antes de entrar en Puro Cabrero
          Pasamos una alambrada que da acceso a una cabaña y continuamos más allá a la vez que el camino se transforma en senda con tramos empedrados y armados que se introduce en la canal de Puro Cabrero. Varios zigzags nos permiten ascender por la empinada canal hasta alcanzar la Majada Felgueru con una cabaña bien arreglada y un prado con muria de piedra. Hasta aquí llega una pista que viene de Coballes y de Buspriz por la collada La Trapa.
Pasada la canal de Puro Cabrero vemos la cabaña de la Majada Felgueru, hacia donde nos dirigimos.
          La vista se abre al norte y destaca la gran mole que forman el Cuyargayos y La Terralina. Otras cimas del norte del parque de Redes también están a la vista.
La vista se abre al norte: Cuyargayos y Terralina. Por la cordal de la izda (Sierra Bermeja) accedemos al Cuyargayos.
          Rodeamos la finca por la derecha y accedemos a la citada pista que seguimos hacia poniente introduciéndonos en el magnífico hayedo del Monte Felgueru. La pista pronto termina y continúa una senda que también acabamos perdiendo. La ladera es muy inclinada y el suelo limpio pero resbaladizo por las lluvias de los últimos días. Cruzamos las cabeceras de tres regatos o ríos: Folgueru, Medina y Valdetanes; pero, para cruzar este últimos, subimos unos metros cuando, quizás, debimos bajarlos. La referencia era una muesca del crestón rocoso transversal que debemos superar (ya habíamos pasado por aquí hace un par de años con toda la ladera nevada haciendo huella para caminar).
Hayedo del Monte Felgueru el día de la ruta

Foto del invierno pasado: el camino ancho se adentra en el hayedo del Monte Felgueru
        Poco antes de llegar al crestón, el bosque termina y da paso a una zona invadida por la cotoya. Nada más superarlo retomamos la senda y seguimos faldeando por ella hasta alcanzar el collado Fanarriondas en el límite con el concejo de Sobrescobio. La vista hacia el oeste nos ofrece el Valle de Nozalín cerrado al otro lado por el alomado pico Fresnos al lado de la majada La Gallera y la escarpada Peña Llagos que forma la Foz de Nozalín. Más allá está la Sierra del Crespón (Carbellosu, Cogollu, Guanalón, Peña Crespa, etc.) que arranca en el pico La Forcá y por detrás el gran macizo de Peñas Negras y Peña Mea.
Sierra de la Canalina desde el collado Fanarriondas (foto del invierno pasado).
          La senda señalizada de la “Ruta del Cuyargayos PR AS-63”, que viene de Soto de Agues por la Foz de Nozalín, nos llevará por lo más alto de la Sierra Bermeja rodeando por la izquierda el pico Mezquita, invadido completamente por el brezo, hasta la base de la Peña Cuyargayos. La subida final a la peña es sencilla con el apoyo ocasional de las manos. Para más información sobre las vistas desde la cima ver las fotos panorámicas del libro “Recorriendo las montañas de Asturias” con las cumbres más altas etiquetadas.
Peña del Cuyargayos desde la ladera occidental del pico Mezquita

Llegando a la cima del Cuyargayos

Picos Cuchu y Forcada. Arranque de la Sierra del Crespón (Carbellosu). Por detrás vemos Peñas Negras y Peña Mea

Continuación de la Sierra del Crespón y las aldeas de Soto de Agues.y Villamorey.
        El fuerte viento frío hace desapacible la cima y, después de las fotos pertinentes, desandamos el camino hasta la collada Fanarriondas. Tomamos una senda que se sumerge en el magnífico hayedo del Monte Felguerúa que rellena la ladera norte de la sierra occidental del pico Riegos.
Cruzando el crestón del pico riegos que da acceso al Mayáu Les Morteres
         La senda, desbrozada recientemente, deja a la izquierda las verticales peñas que caen del Riegos y, cuando las encontramos más cerca y accesibles, abandonamos la senda (debe seguir hacia majada La Gallera) y remontamos el crestón calizo (fácil) que da acceso al precioso valle donde se asienta el Mayáu les Morteres situado entre el crestón superado y el otro que en paralelo avanza hacia la cima del Riegos. Todas las cabañas están en completa ruina y en el centro del vallecito se forma una pequeña laguna cuando llueve.
Mayáu les Morteres. Arriba, a la derecha, se ve el Cuyargayos de donde venimos. A la izda la Sierra de Peñamayor y La Xamoca.
          Accedemos a esta segunda y cercana cresta en la que hay una senda que nos permite superar los últimos 120 m de desnivel por terreno mixto y poco inclinado. En la cima hay una cruz de hierro con buzón de montaña y unas formidables vistas que nos llevan desde la Sierra del Crespón al oeste hasta la cordal de Ponga al oeste. Y desde la Sierra de Peñamayor y la llanura del centro de Asturias al norte, hasta la Cordillera Cantábrica al sur.
Cuyargayos y Terralina desde la cima del pico Riegos.
          No nos será difícil reconocer los algunos picos. Cuyargayos, en la misma cordal del Riegos (Sierra Bermeja); del cordal de Ponga: Llambria, Campigüeños, La Senda, Tiatordos, Maciédome, Pileñes y Peña Ten. Entre el Tiatordos y el Maciédome vemos el Cantu Cabronero y Peña Beza y el Colláu Zorru. Sigue la Sierra de la Canalina hacia el sureste que cierra el cercano y hermoso valle de Caleao (que también podemos ver desde la cima) y de Los Arrudos, también vemos cerca la Sierra de Corteguero y, en la cordillera, entre otros, el Torres; Continúa el recorrido circular con la cordal del Retriñón y el Cabeza de Arco por detrás de la cercana Frayada al que siguen, entre otros, el Cuchu y la Forcá. La Sierra del Crespón da paso, al otro lado del valle del Nalón, a la Sierra de Peña Mayor y La Xamoca, completando así este recorrido circular. Disfrutando de estas maravillosas vistas reponemos fuerzas.
Caleao desde la cima del pico Riegos

Vista de las Sierras de La Canalina y de Corteguero desde el pico Riegos. A la izquierda se ve Peña Ten (foto sacada hace unos años).
         Al terminar, y antes de que nos alcance la lluvia pronosticada, bajamos directos de la peña por la vertical y pedregosa ladera sur siguiendo una senda hitada que rápidamente nos deja en una zona de pradera colonizada en parte por la cotoya y al lado de una vertical peña. Podemos rodearla por la derecha pero es más directo tomar la vertical y corta canal que nos permite descender el escalón rocoso y encaminarnos hacia la extensa Collá Isorno por donde pasa el camino ancho que comunica Caleao (Caso) con Soto de Agues (Sobrescobio) a través de la conocida “Ruta del Alba”.
Bajando por la corta y empinada canal para descender directos desde el pico Riegos a la Collà Isornu
          Una alambrada colocada recientemente en el collado separa ambos concejos y es tan reciente que aún no han puesto las puertas. Nada más cruzar el paso de la alambrada hacia el este cogemos la pista que desciende hacia Caleao. Por el camino encontramos magníficas cabañas arregladas con buen gusto en prados bien cuidados que sus dueños utilizan como residencia. En una incluso han mantenido un hermoso tejo al lado de la cabaña sustentada en una peña.
Bajando por la pista desde la Collà Isornu a Caleao
           En los tramos más empinados está hormigonada y cerca del pueblo enlazamos con el desvío que tomamos por la mañana hacia la canal del Puro Cabrero. No queda más que desandar un corto tramo de pista y alcanzamos el barrio alto de Caleao donde paramos a tomar una caña en el restaurante Tierra del Agua.

Lorenzo Sánchez Velázquez